ESPACIOS NATURALES DE PRESENTE Y DE FUTURO

publicado en: Defensa, Noticias y eventos | 0

Mediante este escrito, queremos llamar la atención sobre el texto editorial del número 6 de Diciembre de 2014 de la revista “Surcos al natural” del Gobierno de Aragón, que sale con el título que encabeza este texto. Desde ANSAR, no podemos estar conformes con un escrito de estas características pues presenta un carácter reduccionista que está totalmente alejado de la realidad de lo que es y representa el patrimonio natural de Aragón. Además de presentar un contenido completamente sesgado, evidencia una visión política tendenciosa claramente manipulada. La política actual del Gobierno de Aragón en materia de conservación de la naturaleza quiere desmarcarse de la política europea y marcar un rumbo propio, eludiendo responsabilidades y confundiendo a la opinión pública.

El patrimonio natural de Aragón, no es solo la red de espacios naturales generada al amparo de la legislación autonómica. Nuestro patrimonio natural no son solo estos 16 espacios naturales protegidos, que además, tal y como reza este editorial, solo representan el 3, 31% de la superficie autonómica, frente a un porcentaje nacional del 12%.

Nuestro patrimonio natural es, como mínimo, el conjunto de los espacios naturales de la Red Natura 2000 (LICs y ZEPAs) que representa cerca del 30% de nuestro territorio, y el compromiso de Aragón, frente a la UE, no es este 3,31%, sino algo más del 28%.

Desligar la Red de Espacios Naturales de Aragón de la Red Natura 2000 es una maniobra política para eludir responsabilidades y utilizar la declaración autonómica de espacios naturales protegidos desde la perspectiva  del clientelismo político.

Desde ANSAR podemos entender que desde la perspectiva del Gobierno de Aragón, puede haber espacios, dentro de la Red Natura 2000, que requieran una protección especial o que tengan un significado socio cultural particular. Pero no pueden ser políticas independientes. Y los límites de estos espacios deberían coincidir con los de la Red Natura 2000, lo que no es el caso. De hecho, el Gobierno de Aragón tiene la obligación de presentar ante la UE los planes de gestión del conjunto de los espacios de la red Natura 2000, en los que se integran todos los espacios naturales protegidos, y esta gestión ha de ser absolutamente coherente. Estos planes de gestión pronto serán debatidos en el seno del Consejo de Protección de la Naturaleza. Por lo tanto, desde ANSAR, abogamos por la gestión coherente del conjunto de la Red Natura 2000 en Aragón y difícilmente entendemos como los recursos destinados a este efecto se concentran en una pequeña parte de la misma y no se reparten sobre el conjunto. La prioridad es la conservación y, después, los intereses socio económicos locales. Hay espacios de la Red Natura 2000 que, por motivos políticos, no están en la red aragonesa y pueden tener tantas necesidades como los demás.

Por lo tanto llamamos la atención sobre el hecho de que este texto editorial está sesgado y no refleja para nada la realidad del patrimonio natural de Aragón protegido. Lo menos que se puede decir es que la redacción de este texto editorial es poco afortunada.

Henri Bourrut.

Recibir información o dejar una opinión